¿Por qué hay tantos inmigrantes en Europa?

Las cifras a partir de los cuales se puede comprender de una más directa y clara la inmigración en Europa en los tiempos recientes son cada vez más alarmantes, ya que el número de personas que se trasladan a este continente continúa en aumento y para las autoridades locales europeas no está siendo una tarea fácil dar una solución.

En ese sentido, ya incluso se habla de manera directa sobre una crisis de inmigrantes en Europa, resaltando que no sólo se trata de una problemática vinculada con la llegada al territorio (como tirar cidadania espanhola), sino de las condiciones que promueven este tipo de traslados en otras zonas del mundo.

Aumento de la inmigración en Europa

Si se presta mucha atención al fenómeno de la inmigración en Europa en un sentido histórico, va a ser muy claros que durante los primeros años la explicación se encontraba en la búsqueda de distintas personas de otras latitudes, por acceder a unas mejores condiciones de vida, centrándose principalmente en ingresar a un mercado laboral con unas mejores prestaciones.

Ahora bien, si se analizan lo que ha ocurrido durante los últimos años, el número de inmigrantes en Europa se ha incrementado por distintas situaciones muy difíciles a nivel social, cultural y económico, más que nada en países que se encuentran atravesados por procesos muy complejos que han obligado a su población a buscar nuevas oportunidades en otros territorios.

Uno de los casos más representativos de lo que se ha descrito, tiene que ver con la guerra en Siria, lo que significa un sinfín de desplazados tanto dentro como fuera de este país, y lo que ha ocasionado que sea Europa uno de los principales destinos para estas personas que se encuentran desesperadas por mejorar sus condiciones de vida.

Por otro lado, en sitios como África subsahariana, existen distintos focos de violencia que han provocado que mucha gente se vea en la obligación de desplazarse hacia el norte y por esta razón el número de inmigrantes se vuelve un dato considerable que para Europa termina por convertirse en una situación casi que incontrolable. Igualmente, este tipo de contexto se ven atravesados por los niveles de pobreza altísimos a los que se exponen las personas.

En ese sentido, la conclusión principal está relacionada con unas condiciones complejas en los países de los que parten los desplazados y tiene un interés por mejorar sus condiciones de vida en el territorio europeo.

El inconveniente en la actualidad, es que los Estados europeos se están viendo saturados por la situación y para los propios ciudadanos europeos el contexto los está llevando a ser cada vez más críticos e incluso reacios a recibir a los inmigrantes.